- Casavieja

Vaya al Contenido

Menu Principal:

         Una de las viejas casas de la ciudad alberga al Hotel Casavieja, en la calle María Adelina Flores número 27, del Barrio de Guadalupe, declarada monumento histórico por decreto publicado en el diario oficial del gobierno federal del 4 de diciembre de 1986.

         A principios del siglo XVII la calle denominada hoy María Adelina Flores, era una vía que conducía al oriente de la ciudad, principalmente para comunicarla con el Barrio de Cuxtitali, de gente venida de Guatemala, quizá desde el encuentro de Mazariegos, fundador de Villa Real de Chiapa, o Chiapa de los Españoles, con Portocarrero, en alguna zona cercana a Comitán, que detuvo la entrada a esta región de la Capitanía General de Guatemala, que regenteaba Pedro de Alvarado.

         Esta calle también fué importante desde el siglo XVI  porque fué la vía más práctica para llegar al Peje de Oro, el manantial de agua purísima, ubicada en el oriente próximo, que los indios asentados en Las Piedrecitas y comerciantes  mestizos, acostumbraban vender en las calles de la ciudad, en recipientes de barro o en garrafas de cristal. La casa de la Calle María Adelina Flores transformada en 1992, en Hotel Casavieja, fué construida en el año 1740 como una casa de descanso, ya en el descampado de la ciudad, en una parte plana y seguramente arbolada con pinos y cipreses, que pueden verse hasta ahora en traspatios de algunas residencias. Hay en esta parte un nivel freático elevado, de tal manera que el espejo de los pozos no pasa de 2 metros 50 centímetros de profundidad. Todo el sistema constructivo de la casa corresponde a los siglos XVI y XVII, desde los cimientos de apenas 40 centímetros de piedra acomodada con cal y arena, hasta el artesanado de vigas entremuros, sostenes, morillos, enreglado y teja de barro, sostenido sobre columnas de ocote generalmente de 6 pulgadas de espesor.

 
 

        Ciudad Real de Chiapa, hoy San Cristóbal de Las Casas, en el sureño estado de Chiapas, México, fue fundada el 31 de marzo de 1528 por el conquistador español Diego de Mazariegos, originario de Ciudad Real de España, ante la presencia de Jerónimo de Cáceres, escribano real.

          Asentada la ciudad en un Valle fértil y boscoso, con unos 18° C de promedio al año, sigue conservando mucho de sus características originales: el trazo del centro civil con la catedral, las casas de los fundadores y los portales de mercaderes; sus viejos barrios corporativos; su industria artesanal; el arte de su cocina, su dulcería, etc.

     Otro gran atractivo son las culturas indígenas que rodean la ciudad y que se han incorporado de mil formas a la vida sancristobalense.

        La vieja ciudad hecha de adobes y argamasa, madera y tejas, que la pátina del tiempo recubre de sombras, se ha convertido en un privilegiado lugar de descanso, de interés científico y de atractivos naturales y artísticos imponderables.

 
Punto Limpio - Chiapas Original - Distintivo H - Moderniza - Tesoros de Mexico
 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal